top of page

Titanic; El Hito histórico, que se volvió un guilty pleasure.

Actualizado: 4 sept 2023

Dejemos para los amargados; los memes y discursos anticapitalistas, sobre la tragedia ocurrida el pasado dieciocho de julio; Cuando un grupo de millonarios decidió descender a las profundidades del Titanic, encontrando un destino fatal, que ahora comparten con las mil quinientas personas, que fallecieron el siglo pasado, abordo del famoso Barco . Centremonos en la obsesión que provoca, el irónicamente llamado "Insumergible". El famoso Trasatlántico, lleva más de un siglo en las profundidades del Océano; sin embargo su historia sigue obsesionando a adultos y niños.


El punto más alto de la Titanicmania, ocurrió por supuesto en los noventa, después de que James Cameron lanzará , la que hasta la fecha es uno de los filmes más taquilleros de todos los tiempos. Como buena Millenial , ví la película Titanic más de dos veces; escuché la canción My hearth will go on, hasta que me sangraron los oídos, compré el disco de Celine Dion, y desde que vi la película, devoro cualquier información disponible, sobre el famoso barco propiedad de la White Start Line.


La película “Titanic” fue una locura en los noventa, junto con los slip dress y los chunky shoes; pero la obsesión por la histórica tragedia, llevaba tiempo; los filmes sobre el suceso se cuentan por decenas, al igual que las expediciones y documentales. Ya paso mas de un siglo, ninguno de los supervivientes sigue con vida; entonces ¿por que este hecho histórico en particular, vuelve locos a tantos fanaticos?


Algunos llaman al desastre, como el preludio de la primera guerra mundial; otros un castigo divino de Dios, ya que existe la leyenda de que El Capitan a cargo del Titanic, pronuncio la frase, “Ni Dios puede destruir al Titanic”, Pobre hombre, no salió con vida para defenderse.


Hay quienes han ido mucho mas lejos, asegurando que el Titanic fue una conspiración para deshacerse de los millonarios que se oponían a la creación del Fondo Monetario Internacional. Entre los que se encontraba J.J Astor, quien murió aplastado por la Popa del Titanic en aquella fría madrugada de 1912.


Debates sobre el Titanic hay miles; algunos usan la tragedia como ejemplo de las consecuencias de la avaricia. Otros lo toman como guía, para resaltar como las clases sociales bajas, son siempre las mas afectadas en las tragedias. No hace falta recordar, que la mayoría de los muertos eran de segunda y tercera clase. También están los que usan la tragedia, para recordarle al mundo que nada en la vida es indestructible.


Puedo entender a los cinco tripulantes, que murieron hace unas semanas en el submarino que visitaban el Titanic. Al igual que ellos el Titanic, es un tema que me apasiona. Visité la exposición en las Vegas hace algunos años, e incluso estuve tentada a comprar un pedazo de carbon por veinte dólares, para así poder ser dueña de un pedazo de el hito histórico, que más fanáticos tiene. He leído muchísima información y visto todos los documentales disponibles. Jamas bajaría al fondo del mar para visitarlo, pero en definitiva entiendo a las personas que lo hicieron y que desgraciadamente fallecieron.


Somos Titaniclovers, nos vemos normales, caminamos como cualquier persona; pero sabemos el nombre y la historia de todos los supervivientes, ¿ Cuando dejara de existir la obsesión por un hecho histórico que ya debería estar empolvado?, nadie lo sabe, posiblemente la película de James Cameron, ayudó mucho a incrementar la obsesión. Mientras tanto, El Titanic sigue abajo del mar, alimentando nuestra fantasias.




9 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page